Si mencionamos la palabra redes, actualmente nos podemos imaginar un sinfín de cosas: las sociales, internet, de cajeros automáticos, de restaurantes… Como nunca en la historia, la palabra está más que presente en nuestro día a día, pero ¿qué pasaría si la llevamos a un contexto de negocios?

Si partimos del hecho que poseer “una red” o “una parte de la red” de algo como telefonía celular, electricidad o franquicias puede ser redituable, entonces la cosa se pone mejor: Una red de mercadeo es un modelo de negocios que ofrece una opción alternativa de venta, publicidad y posicionamiento de productos por medio de la publicidad de boca en boca; es decir, de persona a persona permitiendo a cualquiera que trabaje consistentemente, tener una porción del mercado y publicidad de dicho producto. El mucho o poco ingreso depende inevitablemente de qué tan poderosa sea su red de personas.

En la época actual, ya no es un tema de discusión si las redes de mercadeo funcionan o no. Hoy por hoy, cada vez hay más ejemplos de gente que tiene ingresos alternos y también quienes viven completamente de desarrollar este negocio. Ahí entra la pregunta: a mí como emprendedor, ¿qué me puede aportar pertenecer y crear un negocio de redes? Precisamente mi intención es aportar y alimentar la respuesta a dicha pregunta.

Los cuatro años que he estado involucrado en la industria de Network Marketing (redes de mercadeo = multinivel) han sido los de mayor crecimiento personal, financiero, relaciones de negocios y de visión. Creo que algo bueno hice en otra vida porque ahora soy afortunado de estar aprendiendo de personas éticas, profesionales y con excelentes resultados a nivel mundial.

En esta y las siguientes entregas, compartiré con ustedes lo aprendido de mis mentores en esta industria que, si algo tiene de maravilloso, es la relación entre su modelo de negocio con la vida cotidiana; incluso, lo mucho que aporta a todo emprendedor desde diferentes giros.

No busco convencerte, sólo parto desde la responsabilidad de transmitir mis conocimientos como una convicción personal. Si lo que he aprendido tiene valor y aporta en tu persona para mí será más que suficiente.

Gracias por llegar hasta aquí, nos leemos la siguiente semana.

 

Por: Fer Aguilar  | Networker Profesional, apasionado de la Fotografía, Emprendedor Social. @feraxnbwww.feraguilar.org

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *