Ashoka – Innovators for the Public.

“Cuanto más rápido cambia el mundo, más importante se vuelve hacer algo más que dar pescado o enseñar a la gente a pescar. Debemos constantemente cambiar la industria de la pesca. Esto requiere emprendedores.

Por otra parte, necesitamos asegurarnos que cada cambio es para bien. Es por eso que el mundo necesita emprendedores sociales -Hombres y mujeres cuyas vidas y por lo tanto trabajos son sólo para el bien de todos- Los necesitamos de forma individual y, más aún, como una comunidad global trabajando juntos “. Bill Dryton

Esta frase dicha por Bill Drayton, fundador de Ashoka, deja muy clara la visión que esta organización tiene con respecto a los emprendedores sociales y su impacto en el mundo, y define, por cierto, la forma en que Ashoka busca contribuir a la solución de los problemas sociales: Ellos no esperan cambios pequeños, ellos buscan solucionar malestares sociales a través de implementar soluciones revolucionarias que generen cambios sistémicos, y lo han logrado: Dentro de los primeros 5 años el 56% de los emprendedores de Ashoka han conseguido generar cambios en políticas de gobierno nacionales o legislaciones en sus países, y el 71% lo ha logrado en 10 años. Esto deja clara la influencia de los emprendedores de Ashoka, mejor conocidos como Ashoka Fellows.

Los Ashoka Fellow son visionarios que desarrollan soluciones innovadoras que fundamentalmente cambian como la sociedad opera. Ellos encuentran lo que no está funcionando y hacen frente al problema cambiando el sistema. Los emprendedores de Ashoka se caracterizan por su creatividad, pagmatismo y un compromiso que les permite constantemente cambiar y ajustar hasta que han logrados sus objetivos. De hecho, el 93% de los fellows de Ashoka han comprobado que sus ideas son tan efecitivas que han sido replicadas por grupos independientes u organizaciones gubernamentales.

Ashoka eligió a su primer fellow en India en 1982, hoy esa cantidad se ha incrementado a 2000, convirtiéndolos en la red de emprendedores sociales más grande, pero también la más influyente e innovadora del planeta, y no es para menos, Ashoka cuenta con un riguroso proceso de selección compuesto de 5 pasos, que involura largas horas de entrevistas, diversos paneles de selección, visitas personales y que concluye con una decisión final por parte del consejo de directores de Ashoka Internacional. Ashoka no sólo toma en cuenta una idea innovadora, para ellos es aun más importante el individuo, su ética, persistencia e innovación. De hecho, Ashoka apoya a los emprendedores más que a sus ideas.

Aun a pesar de sus notables logros, Ashoka tiene un largo camino que recorrer, pues sus objetivos no son nada pequeños: Ashoka ambiciona un mundo que responda rápida y eficazmente a los desafíos sociales, y donde cada individuo tiene la libertad, confianza y el apoyo de la sociedad para hacer frente a cualquier problema social y estimular el cambio. Ashoka ambiciona un mundo donde todos tienen la posibilidad de actuar y producir cambios.

Algo, que, por cierto, es sumamente importante, pues tal como se menciona en Ashoka:

“El acontecimiento histórico más significativo de nuestro tiempo es la aparición de emprendedores sociales como la fuerza dominante para el cambio social en todo el mundo. Estos extraordinarios individuos resuelven problemas sociales críticos a una escala global en cada área de necesidad. Ellos inspiran a otros a adoptar y difundir sus inovaciones, demostrando a todos los ciudadanos que ellos, también, tienen el potencial de ser poderosos creadores de cambio de gran alcance.”

Si quieres leer más información sobre Ashoka visita: Ashoka y Changemakers. En cualquier caso en esta sección verás continuamente casos específicos de Ashoka fellows, sus proyectos y logros para inspirarnos, y quién sabe, tal vez alguna vez podamos pertenecer a esta extraordinaria comunidad de emprendedores sociales.

Colaboración: José Manuel Reyes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *