El comercio exterior mexicano se ha caracterizado en los últimos años por ser dinámico y tener un crecimiento positivo y sostenido. Esto se debe a la apertura comercial que se ha logrado a través de los tratados y acuerdos internacionales en los que ha participado México y que han obligado a que el gobierno ponga en marcha leyes, reformas y programas que incentiven el comercio y por ende ser un país más competitivo.

El valor de las exportaciones ha crecido significativamente en los últimos años, inclusive después de la crisis del 2008-09 ha retomado su ritmo expansivo. Hoy en día, México está ubicado entre las 10 economías exportadoras en el mundo. Y lo que en mi opinión es el punto más importante, después de ser un país netamente exportador de petróleo, actualmente las manufacturas representan el 82% del total de las exportaciones, lo que refleja el crecimiento de la competitividad en este sector.  

Y es que el gobierno mexicano se ha dado a la tarea  de fortalecer y desarrollar las cadenas productivas llevando a las industrias a un nivel de competencia y dinamismo acorde a las demandas y exigencias del mercado internacional.

Con esta consciencia se ha trabajado en crear instrumentos y herramientas para fortalecer el ramo productivo del país, esto a través de los Programas de Fomento al Comercio Exterior. Según la Secretaría de Economía, estos programas están orientados a promover la productividad y calidad de los procesos que elevan la competitividad de las empresas y permiten su incorporación adecuada al mercado mundial.

Con un objetivo general, estos programas buscan reducir las cargas arancelarias de los insumos que forman parte del producto de exportación y de simplificar los trámites administrativos.

Los programas son los siguientes:

  • Industria Manufacturera, Maquiladora y de Servicios de Exportación (IMMEX)
  • Empresas Altamente Exportadoras (ALTEX)
  • Empresas de Comercio Exterior (ECEX)
  • Devolución de Impuestos de Importación a los Exportadores (Draw Back)

A continuación se darán los aspectos generales y beneficios de cada uno de los programas.

IMMEX: Permite importar temporalmente los bienes que sean necesarios para ser utilizados en los procesos de elaboración, transformación o reparación de mercancías destinadas a la exportación, sin cubrir el pago del Impuesto General de Importación (IGI), del Impuesto al Valor Agregado (IVA), y en su caso, de las cuotas compensatorias que se pudiera incurrir. Los beneficiarios son todas las personas morales que residen en el país.

Las modalidades del programa son: IMMEX Controladora de empresas, Industrial, Servicios, Albergue y Terciarización.

ALTEX: Es un instrumento de promoción a las exportaciones de productos mexicanos, a través dar facilidades administrativas y fiscales. Los beneficios que se tienen con este programa son: devolución de saldos a favor del IVA, acceso gratuito al Servicio de Información Comercial, exención de una segunda revisión en una aduana de salida. Los beneficiarios son todas las personas físicas o morales establecidas en el país, productoras que demuestren tener exportaciones directas equivalentes al 40% de sus ventas totales, exportaciones indirectas equivalentes a un 50% de sus ventas totales, empresas ECEX.

ECEX: Este instrumento es de promoción a las exportaciones para las empresas comercializadoras de manera que puedan tener acceso a los mercados internacionales con facilidades administrativas y financieras. Los beneficios son: expedición automática del ALTEX, lo que garantiza la devolución de saldos a favor del IVA, autorización para programa PITEX, asistencia y apoyo financiero por parte de Nacional Financiera.

Las modalidades son: Consolidadora de exportación y Promotora de exportación.

Draw Back: El objetivo de este programa es la devolución del valor del impuesto general de importación pagado por los bienes importados y que se incorporan a productos de exportación o de mercancía que se retornan en el mismo estado o para reparación y/o alteración. Los beneficiarios son las personas morales residentes en el país.

Aún queda camino por recorrer en el fomento al comercio exterior. Lo más importante es informar sobre los programas existentes y capacitar sobre los mismos para su máximo aprovechamiento. Además de generar otros instrumentos para las PyMEs que buscan de igual manera incursionar en el exterior.

Fuente: http://www.economia.gob.mx/comunidad-negocios/industria-y-comercio/instrumentos-de-comercio-exterior

@KaroNL

1 comentario

  1. Perfecto, este sitio es justo lo que buscaba, Un mundo de información interesante. Gracias.

Responder a Родриго Ривера Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *