José Luis y Pablo, dos jóvenes programadores madrileños, lanzan en Windows Phone y Android una ‘app’ donde se proponen y votan retos fotográficos

CARLOS GUERRA | Es una tarde de invierno y estás en casa. Fuera hace frío y han pasado días, quizá semanas, desde que sentiste por última vez el brillo de un día despejado. Tu cuerpo añora aquella puesta de sol en Ibiza o en Canarias del último verano. Calor, diversión y alguien especial a tu lado. Tomas tu smartphone y lanzas tu idea a la red. En unas horas tienes las mejores puestas de sol desde casi cualquier lugar del mundo. Tu mente vuela y esbozas una sonrisa. Eso es Pikura.

Se trata de una app de retos fotográficos lanzada a mediados de septiembre para Windows Phone y Android, según cuentan sus creadores, los jóvenes programadores José Luis Fernández (25) y Pablo Moncunill (24), ambos de Madrid. Tiene ya más de 6.000 usuarios de 15 países, y en un mes se han propuesto más de 400 retos. Una idea sencilla y atractiva que va tomando impulso.

“No queríamos hacer un nuevo Instagram, sino algo diferente”, comenta José Luis sobre Pikura, nombre compuesto por ‘Pi’, de picture, y ‘Kura’, reto en esperanto.

“Buscábamos una aplicación con impacto, así que miramos las categorías más populares. Vimos que la fotografía es una con mucho tirón”, explica. “Se nos ocurrió que cualquiera pudiese pedir una foto bajo demanda. Una foto hecha con el teléfono de la Muralla China, por ejemplo. En este instante, en tal kilómetro”.

¿Pero cómo incentivar a los usuarios? “Tomamos esa idea y la gamificamos en retos fotográficos. Cualquiera puede poner un reto y subirlo. Luego se votan, y la foto más votada de ese reto es la ganadora”, asegura.

Pikura2

La app (arriba) es gratuita y no necesita registro previo, aunque para lanzar retos y votar requiere hacerse un perfil. Para los creadores es la primera a nivel profesional, pero tienen claro que quieren monetizarla con una versión premium: empresas que busquen promocionarse en esa comunidad de usuarios organizando sus propios retos.

“Es la pescadilla que se muerde la cola”, reconoce José Luis. La app no es interesante si no hay bastantes usuarios, y estos no se van a meter si no hay actividad. El sistema lúdico de retos hace que sea interesante desde el primer minuto. Se van creando pequeñas comunidades desde el comienzo”, explica.

pikura_team

También reconoce que antes del lanzamiento tenían una versión con más funcionalidades, que hacía demasiadas cosas, y que han ido reduciendo con el objetivo de facilitar la experiencia de usuario. En este proceso cuentan con la ayuda de la plataforma online de Microsoft en España, y con su programa Bizspark de ayuda a emprendedores y startups.

Además de estudiar juntos la carrera, tienen inquietud emprendedora y ganas de llegar a dirigir su propia empresa. De momento los dos trabajan por cuenta ajena. “La primera vez piensas que todo el mundo se va a bajar la aplicación como locos, y te das cuenta de que no es así. Pero estamos ampliando el círculo”, comenta Pablo.

“Si vas a ferias de emprendimiento, ves muchos técnicos que buscan gente que les ayude con la parte de negocio o jurídica, o gente que tiene ideas de marketing y busca técnicos. Nosotros más adelante nos meteremos en la parte de marketing, de negocio, legal… En eso tenemos personas que nos pueden ayudar. Pero qué mejor manera de emprender que lanzando un producto que tienes que promocionarlo, venderlo, cuidarlo. Por eso cualquier feedback es bienvenido”, concluye Pablo.

Este lunes 28 de octubre presentan Pikura en The App Date Madrid.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *